El tradicional Entierro de la Sardina ha sido la última de las celebraciones del Carnaval en Guadarrama.

La ceremonia ha comenzado a las 12:00 horas con la llegada del cortejo fúnebre que se ha dado cita en la Plaza Mayor de la localidad para instalar la capilla ardiente dedicada a la sardina. Después, toda la comitiva ha recorrido las calles principales de Guadarrama hasta llegar a la Plaza de España en la que los ciudadanos han disfrutado de una sardinada popular.

Una celebración con la que cada año se pone el broche final a las fiestas de Carnaval de la Concejalía de Cultura. La primera cita se celebró el sábado 10 de febrero. Ni la lluvia, ni el frío consiguieron desanimar a los participantes en el concurso de Carnaval. Jimena de la Torre, el conjunto de Mineros asturianos pertenecientes a la Casa de Asturias en Guadarrama, la familia Cazafantasmas, las medusas de Temática del Mar, los integrantes de la propuesta Juegos de Mesa, los divertidos Comicstibles y los coches de choque participaron en un certamen en el que resultaron elegidos como los mejores disfraces los de Jimena de la Torre como Estrella de Rock y la Familia Cazafantasmas. La ganadora del premio individual obtuvo un vale por valor de 100,00 € que podrá disfrutar en una papelería de la localidad. Por su parte los integrantes de la Familia Cazafantasmas disfrutarán de una jornada en el Parque de Atracciones de Madrid. Durante la celebración el mal tiempo obligó a suspender el espectáculo infantil de la Plaza Mayor. No obstante, el pasacalle contó con la participación de los grupos y disfraces individuales que acompañaron la propuesta del grupo de teatro de calle “K de Calle” y la animación de los tambores de Tukebatukes. El pasacalles finalizó con un espectáculo de pirotecnia en la Plaza Mayor.

Por su parte, los escolares de los centros educativos de Guadarrama participaron en su particular Martes de Carnaval. Los niños y niñas acompañados de sus profesores y muchos padres se dieron cita en la Plaza Mayor de Guadarrama para comenzar posteriormente un recorrido por las calles de la localidad mostrando sus mejores disfraces. Ocurrentes, divertidos y muy variadas fueron las propuestas de los escolares que estuvieron acompañados también por los ritmos carnavaleros de Tukebatukes.